sábado, 6 de julio de 2013

De estación eléctrica a nuevo barrio en Londres De estación eléctrica a nuevo barrio en Londres.

Una estación eléctrica abandonada desde hace treinta años es el motor de Nine Elms, un nuevo barrio al sur del Río Támesis. El proyecto, que tendrá 16.000 viviendas, oficinas, tiendas y parques ha cautivado a la Embajada de Estados Unidos. 

Play Casi enfrente de la céntrica estación de Victoria, al otro lado del río Támesis, se cuece uno de los proyectos inmobiliarios más espectaculares del mundo en estos momentos. Se trata de la regeneración de la zona que rodea la antigua estación eléctrica de Battersea, un lugar abandonado durante más de treinta años que ahora ha encontrado financiación y respaldo público. 

Bajo los planes que ya están en marcha, este nuevo barrio de Londres, denominado Nine Elms, tendrá 16.000 viviendas, dos estaciones nuevas de metro, 600.000 metros cuadros de superficie comercial, oficinas, parques, colegios e incluso varias embajadas. Construir esta nueva ciudad dará empleo a 25.000 personas durante varios años y supondrá una inversión de 10.000 millones de libras. 

El nuevo barrio se sitúa entre los puentes de Chelsea y Lambeth y ocupa una extensión aproximada de 195 hectáreas. El área se encuentra a poco más de un kilómetro de lugares emblemáticos como las casas del Parlamento, en Westminster, y de Sloane Square, en el corazón del barrio de Chelsea. 

Los expertos inmobiliarios todavía se pregunten cómo es posible que existiera en Londres un área tan céntrica y tan despoblada, dada la carencia de viviendas que existe y los precios astronómicos que se pagan en el centro de la ciudad. 

Regeneración 
La historia de la recuperación de Nine Elms ha sido larga y compleja. Desde que la estación eléctrica de Battersea se cerró en 1983, los planes de regeneración de la zona se han ido sucediendo sin éxito. Malas conexiones de transporte público, una línea de tren que corta en dos la zona, y falta de sintonía entre el ámbito público y privado relegaron al olvido este lugar con marcado carácter industrial. 


“Hay pocas ciudades en el mundo donde exista tanto terreno disponible a poco más de un kilómetro del Parlamento del país”, explicaba recientemente Rob Tincknell, jefe del proyecto que desarrolla la estación eléctrica. 

Sin embargo, varios factores han cambiado la fisonomía de la zona. El primero, y posiblemente el más importante, fue el anuncio de la Embajada de Estados Unidos de su decisión de mudarse a esta zona y dejar su sede en el barrio de Mayfair. Este movimiento fue el catalizador que el área necesitaba. “Hay mucha gente dispuesta a pagar por vivir junto a la Embajada, algo que se percibe como seguro”, explica un ejecutivo del sector. El nuevo edificio estará construido en 2017. 

El segundo factor que jugó a favor fue el anuncio de un plan definitivo para reformar la estación eléctrica de Battersea, un vasto edificio modernista de los años treinta, que debe ser protegido y para el que no resultaba fácil encontrar una utilidad. Se rumoreó que el equipo de fútbol del Chelsea quería el lugar para construir un nuevo campo de fútbol. 

Pero, al final, un consorcio de Malasia se comprometió a pagar 400 millones de libras por el edificio en junio de 2012. Aunque no está muy claro cómo será el interior de la central eléctrica, sí se sabe que tendrá un amplio espacio cultural y que estará rodeada de 3.400 viviendas, centro de convenciones, hoteles, parques y jardines. 

Jóvenes Nine Elms intentará ser un barrio que atraiga a jóvenes profesionales y a familias que buscan una zona céntrica para vivir a precios inferiores a otras zonas de Londres, como Kensington y Chelsea. El área contará con viviendas sociales, pero también tendrá casas de lujo, como las que construyen los grupos St James o Ballymore. 

Esta última compañía ha desarrollado Embassy Gardens, una promoción de 2.000 viviendas junto a la Embajada americana. La compañía ya ha vendido todos los apartamentos que ha sacado a la venta en 2013. Ofrece viviendas de uno y dos dormitorios, a partir de 350.000 libras (400.000 euros), y áticos de tres dormitorios. 

El grupo St James firma una de las promociones más exclusivas del nuevo barrio, Riverlight, un complejo de 800 viviendas mirando al río diseñado por el estudio de arquitectura de Richard Rogers (autor de la Terminal 4 de Barajas y del centro Pompidou). 

Las viviendas tendrán vistas privilegiadas sobre el Támesis. St James también construirá el Eastbury House, una torre de los años sesenta en frente del museo Tate Britain, que se convertirá en un edifico de 48 viviendas de lujo, oficinas y un restaurante. “Londres necesita más casas y este nuevo barrio es una gran oportunidad para construirlas”, explica Sean Ellis, presidente de St James.

De estación eléctrica a nuevo barrio en Londres,Sector inmobiliario. Expansión.com

La noticia completa en:
PATROCINADORES:
IINGEYPRO INGENIERÍA Y PROYECTOS. OFICINA TÉCNICA DE CONSTRUCCIÓN

www.ingeypro.com

info@ingeypro.com 


Ingeypro es Oficina técnica de empresas constructoras

Ingeypro es documentación técnica para contratación de obras

Ingeypro es Redacción de Estudios de Gestión de Residuos, 

Ingeypro es Redacción de Planes de Gestión de Residuos, 

Ingeypro es Redacción de Estudios de Seguridad y Salud, 

Ingeypro es Redacción de Planes de Seguridad y Salud, 

Ingeypro es Redacción de proyectos, 

Ingeypro es Asistencia técnica, 

Ingeypro es Gestión de obras: Seguimiento de plazos, preparación de comparativos, asesoramiento técnico a la contrataciónIngeypro es Preparación de licitaciones: Documentación técnica, contacto con la administración, estudios técnicos y económicos, elaboración de estrategias para reducción del coste directo e indirecto. ingeypro en Cáceres, Badajoz, Madrid, Sevilla

ingeypro son arquitectos en Cáceres y Badajoz
ingeypro son arquitectos técnicos en Cáceres y Badajoz
ingeypro redacta proyectos de arquitectura y de ingeniería
ingeypro es ahorro energético

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada