jueves, 9 de agosto de 2012

Abertis abandona Brisa después de una década agridulce



Lisboa, 8 ago (EFECOM).- La venta de la participación de la española Abertis en Brisa se produce una década después de su entrada en la firma lusa, periodo no exento de turbulencias y en el que valor de la concesionaria portuguesa cayó a la mitad.
La decisión anunciada hoy por la española Abertis refrenda lo que la empresa de infraestructuras reconocía en su informe anual de 2011, cuando destacaba que las minusvalías -a cierre del ejercicio de 2010- generadas por su inversión en Brisa superaban 171 millones de euros, debido precisamente a su pronunciado retroceso en Bolsa.
El vínculo entre la empresa española y Brisa se remonta a marzo de 2002, cuando Acesa -que un año después se fusionó con Aurea y dio origen a Abertis- compró un 5 por ciento de la mayor concesionaria de autopistas de Portugal.
La operación supuso entonces un desembolso de 151 millones de euros, a los que apenas mes y medio después se sumó otro de importe similar para ampliar su presencia hasta el 10 por ciento.
Poco después, ambas compañías firmaron un convenio de colaboración estratégica e incluso Brisa entró igualmente en el accionariado de su socia española.
La compañía lusa, controlada históricamente por el principal grupo constructor del país, José de Mello, registro pingües beneficios durante toda la década pasada y comenzó su expansión internacional, entrando en mercados como Alemania o EEUU.
La buena marcha en las relaciones entre Abertis y los máximos accionistas de Brisa comenzó a estropearse en 2007, cuando el grupo de infraestructuras catalán aumento hasta el 14,58 por ciento su participación en la concesionaria lusa.
Los máximos responsables de Brisa rompieron de forma unilateral el acuerdo estratégico firmado con su socio español y le acusaron de llevar a cabo una operación para aumentar su participación en la empresa sin avisar.
Desde entonces, los rumores sobre el interés de Abertis en abandonar la firma portuguesa se oyeron con frecuencia, e incluso en 2010 el propio grupo catalán situaba a Brisa como una de sus posibles "desinversiones", debido a que ya no la consideraba como una participación estratégica.
Abertis, sin embargo, mantuvo finalmente su posición en la concesionaria portuguesa e incluso aumento ligeramente su participación el pasado marzo, hasta el 15,02 %.
La presentación de una oferta pública de adquisición (opa) por parte de los dos principales accionistas de Brisa (José de Mello y la británica Arcus, con el 49 % de los títulos entre ambos) derivó en un enfrentamiento público con el grupo español que ha terminado con la salida de este último, no sin antes mejorar el precio de su oferta.
Abertis rechazaba tajantemente la opa por considerar que la prima por acción era demasiado baja (2,66 euros) y que existía un "conflicto de intereses" por parte de los ofertantes.
Por su parte, el consejo de administración de Brisa acusó a los españoles de utilizar datos "falsos y difamatorios" para justificar su rechazo a la operación.
Finalmente, el pasado julio los principales accionistas de la firma decidieron incrementar ligeramente el precio por acción, hasta 2,76 euros, oferta que terminó por convencer a Abertis y certifica su salida de la firma portuguesa al vender la totalidad de sus 90,1 millones de acciones.
Así, la empresa que preside Salvador Alemany logra un impacto en caja de 312 millones de euros.
Brisa, que redujo en el primer semestre su beneficio un 44,3 por ciento, hasta 31,9 millones de euros, dejó de estar participada por otra firma española, Novacaixagalicia, que vendió a comienzos del 2011 su 2,2 por ciento de acciones a cambio de unos 68 millones de euros. EFECOM

Fuente: Diario Expansión
Enlace patrocinado por
info@ingeypro.com
ingeypro.  Servicios: Licitaciones, Planes de Gestión de Residuos, Gestión de Obras, Planes de Seguridad y Salud, Eficiencia Energética, presupuestos, estudios de obras, Oficina técnica
Ingeypro en Cáceres, Madrid y Sevilla

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada